Mi cuenta
0 artículos

¡Todavía no hay productos!

BOMBAS

BOMBAS

En piscinas Vaes disponemos de una gran variedad de bombas  para satisfacer las necesidades de todos nuestros clientes.

La bomba de piscina es uno de los elementos más importantes del sistema de depuración de cualquier piscina. Se encarga de llevar el agua hasta el filtro y, una vez filtrada, devolverla a la piscina por las boquillas de impulsión.

A la hora de escoger una bomba de piscina, hay que tener en cuenta algunos criterios importantes:

La potencia de la bomba
El tipo de bomba
La alimentación eléctrica
La capacidad del filtro
Los cuadros de control para el sistema de filtración.

1. La potencia de la bomba

La bomba de piscina debe ser capaz de mover toda el agua que la piscina contiene en un tiempo máximo de ocho horas. Por eso para saber qué bomba se necesita, hay que empezar midiendo la piscina de casa. 

2. Tipos de bombas de piscina

Antes de profundizar en los tipos de bomba es importante remarcar que debemos adquirir una bomba específica para piscinas. A diferencia de una bomba convencional, incorpora un filtro antes de que el agua entre en la bomba y elimina las hojas e impurezas más grandes que ésta pueda contener. Además, la bomba de piscina está construida con materiales capaces de aguantar el cloro y elementos químicos.

3. Alimentación eléctrica

Es muy importante seleccionar una bomba adecuada a la tensión eléctrica del hogar. En la mayor parte de viviendas es de 230V (monofásica ), aunque existen bombas que pueden trabajar hasta a 380V (trifásica).

4. Capacidad del filtro

Es un error comprar una bomba mucho más potente de lo que se necesita para que el agua salga con fuerza por las boquillas de impulsión. El filtro tiene una capacidad de filtración limitada y si la bomba mueve más agua de la que puede filtrar, pueden crearse surcos o canales en la arena del interior del filtro que permitirán al agua pasar directamente sin ser filtrada y ser devuelta sucia a la piscina.

Si el caudal que mueve la bomba  es excesivo, el agua tendrá que pasar muy rápidamente a través de la arena o medio filtrante y el proceso de filtrado no será el adecuado. Por el contrario, si el caudal no es el suficiente tampoco se filtrará de forma correcta.

Por eso, la bomba de piscina debe adaptarse a las dimensiones de la piscina para que pueda mover correctamente toda el agua que contiene y sin dañar el filtro. En caso de que se quiera instalar una bomba con una potencia superior es necesario asegurarse  de que el filtro puede filtrar la cantidad de agua que la bomba mueve, y si no es así, sustituirlo por uno de mayor capacidad.

5. Cuadros de control para bomba de piscina

Para que la piscina funcione casi de manera autónoma es necesario instalar un cuadro de control. La base para que todo el sistema funcione es el arranque de la bomba.

Los cuadros de control incorporan un reloj de 24 horas con capacidad de arrancar y parar la bomba. Ya hemos visto que es necesario mover toda el agua de la piscina a diario, por ese motivo este reloj se programa para que arranque la bomba un mínimo de horas al día y garantice así la circulación total del agua por el filtro.

Para escoger un cuadro de control adecuado hay que conocer la potencia de la bomba y seleccionar el cuadro que sea capaz de protegerla. Normalmente la potencia de la bomba está medida en caballos de potencia y se expresa de la siguiente forma: 0,50 C.V , 0,75 C.V , 1 C.V y así sucesivamente. El manual del cuadro de control indica hasta qué potencia de bomba puede proteger.

No se han encontrado productos

NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro newsletter para recibir ofertas y novedades exclusivas.